¿Estudias y trabajas? Aprende a organizarte

¿Estudias y trabajas? Aprende a organizarte

Estudiar y trabajar al mismo tiempo no es tarea fácil y puede resultar toda una carrera de obstáculos en los tiempos que corren. Si te encuentras en esa situación, una buena planificación, tu fuerza de voluntad y, sobre todo, muchas dosis de positividad son las claves que te harán mucho más llevadero el camino. ¿Quieres conocer cuáles son las pautas más importantes?

 

1. Organiza la materia

El orden ahorra tiempo pero cuando se trata de estudiar y trabajar a la vez resulta imprescindible. Lo primero que tienes que tener en cuenta es el volumen de materia a estudiar y dividirla respecto a los días que dispones antes de realizar los exámenes. Céntrate en lo importante y distribuye tus tareas entre el estudio de los temas, realización de trabajos prácticos, si los hubiera, y teses de evaluación, en caso de que estés realizando una modalidad online y cuentes con ellos.

 

2. Crea un horario semanal

Tras la organización de la materia, estimar cuántas horas le dedicarás al estudio según tu jornada de trabajo sería el siguiente paso. La primera hora de la mañana es la más productiva, así que  puedes aprovechar ese periodo para los temas que requieran más concentración. Por el contrario, a última hora del día solemos estar saturados y menos despejados, con lo que es mejor utilizar este momento para realizar un ligero repaso. Te dejamos un ejemplo:

 

  • Lunes. Comienza la semana repartiendo los temas a estudiar durante la semana y revisa las tareas pendientes. Dedícale un rato al estudio.
  • Martes. Repasa todas las dudas que tengas hasta el momento y anótalas. Sigue avanzando con el temario.
  • Miércoles. ¿Hay alguna tarea práctica? Es el momento de dedicarle un tiempo. En función de la extensión del ejercicio se alargará hasta el final de la semana (combinándola con el estudio).
  • Jueves. Es un buen día para hacer balance. Consulta las dudas que te hayan surgido con tu tutor o profesores.
  • Viernes. Sigue avanzando temario sin distraerte mucho en otras actividades.
  • Sábado y domingo. Distribuye el tiempo de estudio a lo largo del fin de semana, recupera las horas perdidas durante la semana y aprovecha para hacer un repaso de todo. Puedes realizar esquemas y autoevaluaciones.

 

3. Delimita tu lugar de estudio

Tener un espacio adecuado es vital, así evitaras distraerte y concentrarás en ese punto todo lo relativo a tu formación.

 

4. Confía en ti mismo

Sin esto último todo lo anterior resultará imposible. Con esfuerzo y la ayuda de tus profesores o tutores, puedes alcanzar tus metas. ¡A por ello!  

 

Fórmate para trabajar. Toda nuestra formación, tanto cursos como FPs están seleccionados por su alta empleabilidad

 

Cursos relacionados

Contacto Llámanos


Solicita información Llamar