Cómo preparar unas oposiciones tipo test

Cómo preparar unas oposiciones tipo test

Superar con buenos resultados el examen de tu oposición es la única barrera que a día de hoy te separa de conseguir un empleo público para toda la vida. Los nervios, el estrés y la incertidumbre forman parte del proceso de opositar, pero… ¿qué sucede si además la prueba a la que debes enfrentarte es tipo test?

No decaigas y sobre todo, ¡no te preocupes! Es posible alcanzar el éxito si sabes adaptar tus técnicas de estudio. Te contamos cómo:

 

Memorización

Lo primero que debes saber es que preparar este tipo de exámenes para oposiciones requiere de gran atención y análisis. De lo que se trata es de saber identificar cuál de las opciones es la correcta dentro de un extenso temario, cualquier detalle puede ser determinante: una fecha, un nombre, una definición, un concepto…Tienes que entrenar tu memoria de reconocimiento, en lugar de la memoria de recuerdo, que es la que normalmente utilizamos a la hora de estudiar grandes volúmenes de información.

Lectura y comprensión

Empieza con una lectura comprensiva de cada tema de la convocatoria pública de empleo. No es necesario aprenderse cada punto palabra por palabra, recuerda que los detalles son lo importante. Céntrate en entender, asociar, identificar y asimilar los conceptos más relevantes.

Fijación de palabras clave

Fíjate en cada elemento del texto y marca las que consideres como palabras clave. Lo importante es que tengas claro a qué tema corresponde cada una y saber relacionarlas con el tema concreto, y el temario en general. Esto es vital de cara a poder afrontar un buen examen de una convocatoria de empleo público.

Utilización de colores

A medida que vayas localizando las palabras clave subraya y destaca cada una de ellas con distintos colores, de forma que las identifiques de un solo vistazo. Esto favorecerá el recuerdo y la memoria fotográfica.

Sistema pregunta-respuesta

Basándote en los conceptos que consideres importantes elabora una lista de posibles preguntas y respuestas, que pueden salir en el examen de la oposición, por cada tema. Te servirá para repasar y medir tus conocimientos a medida que vayas avanzando. Como ya hemos señalado, aprenderse los temas de manera uniforme no sirve de nada.

Repetición

Realizar muchos tests de prueba es una de las claves hacia una convocatoria de empleo público aprobada. Organizar el estudio de los temas de una forma demasiado lenta y progresiva sería un error, lo mejor es trabajar repetidamente sobre los distintos conceptos. Si preparas tu oposición mediante una academia especializada como Implika, te facilitaremos simulacros actualizados y exámenes realizados en años anteriores.

 

¿Te han sido útiles estos consejos? Si todavía te ha quedado alguna duda sobre oposiciones, en Implika te asesoramos y ayudamos a preparar la oposición que desees este 2017. Infórmate aquí sin compromiso

Contacto Llámanos


Solicita información Llamar