3 factores que marcan una gran diferencia en una entrevista de trabajo

3 factores que marcan una gran diferencia en una entrevista de trabajo

Índice de contenidos

Un estudio reciente ha revelado que existen 3 factores que afectan a la decisión de los entrevistadores de forma inconsciente y que te pueden dar o restar cierta ventaja a la hora de ser seleccionado en una entrevista de trabajo. Descubre cuáles son y cómo convertirlos en una ventaja.

 

1. La hora de la entrevista

Si tu entrevista de trabajo está programada tarde o si eres uno de los últimos candidatos de una tanda de entrevistas, el seleccionador podría no estar muy receptivo para descubrir quién eres y qué puedes ofrecer. Por eso, si te dan la opción, programa tus entrevistas de empleo para los lunes por la mañana. Así, tanto el entrevistador como tú estaréis frescos y alerta. Si te proponen realizar una entrevista posterior, prepara respuestas convincentes y cortas a temas tratados en la entrevista como: " Háblame de ti ". Si tu trabajo es visual o material, prepara un portfóleo para mostrar tu trabajo al entrevistador de forma atractiva.

 

2. La química

Las habilidades y la experiencia son importantes, pero existe otro factor que puede marcar una diferencia con respecto a otros candidatos igual de preparados que tú: la química. El estudio demostró que los candidatos que construyen una buena relación con los entrevistadores durante el proceso de selección tienen más probabilidades de ser contratados. La razón es que los seleccionadores quieren contratar empleados con los que sientan que van a llevarse bien y vayan a integrarse correctamente en la empresa. Por lo tanto, si quieres destacar, deberás investigar tanto a la empresa, como a las personas que trabajan allí. Métete en LinkedIn, busca a tus futuros compañeros potenciales y al gerente. Lee sus perfiles en la página web de la compañía. Conoce sus aficiones e intereses. Después, practica diferentes inicios de conversación que te ayuden a establecer una buena relación con el entrevistador o cualquier empleado que conozcas durante el proceso de selección.

 

3. Lo ocupado que esté el entrevistador

Posiblemente, el seleccionador que te va a entrevistar estará ocupado. El nivel de estrés que maneje, puede determinar el desenlace de tu entrevista de trabajo. En el estudio, algunos entrevistadores tomaron decisiones rápidas sobre algunos candidatos teniendo en cuenta sólo una pequeña cantidad de información. Esto ocurre cuando el seleccionador programa demasiadas entrevistas de empleo en un día o intenta calzarlas en una jornada maratoniana. Las decisiones tomadas en estas circunstancias fueron menos fiables y más inexactas. Obviamente tú no puedes controlar la agenda del entrevistador, pero si puedes ayudarle haciendo que la entrevista de trabajo sea lo más eficaz posible: Investiga la experiencia y las cualificaciones asociadas al puesto antes de la entrevista. Realiza una lista organizada de puntos a tratar que te ayuden a mantener la entrevista de empleo focalizada en la información más relevante que tú, como empleado, puedes ofrecer a la empresa. Esta información, presentada de forma estructurada, ayudará al seleccionador a tomar una decisión. Aplicar estos consejos, te ayudará a preparar un proceso de selección más sencillo, independientemente de las circunstancias. Con ellos, ayudarás al entrevistador, por un lado ofreciéndole la información que necesita para tomar una decisión y por otra haciendo un proceso de selección más eficaz que le permita ganar tiempo en un día abarrotado. Seguramente, el entrevistador agredecerá tu preocupación y consideración.

 

Fórmate para trabajar. Toda nuestra formación, tanto cursos como FPs están seleccionados por su alta empleabilidad

Solicita información ahora

Estamos aquí para ayudarte, ¿tienes dudas? Te ayudamos sin ningún compromiso.

Escoge en nuestro amplio catálogo de Cursos Profesionales, Formación Profesional y Oposiciones.

Chatear ahora